Denuncian carencias en planteles educativos del Valle de Mexicali, piden reformar Ley de Educación

1030
0

SOLICITA DIP. NÚÑEZ QUE ESCUELAS CUENTEN CON UN MODELO PRESUPUESTAL QUE PERMITA DAR MANTENIMIENTOS A TIEMPO A SUS INSTALACION

Información con el comunicado y dictamen de Iniciativa

Exhorta a la Secretaría de Educación de Baja California a que confíe en los directores de las escuelas y padres de familia, para que resuelvan las urgencias y necesidades de operación básica sin tener que depender de trámites burocráticos

MEXICALI.- Luego de conocer las carencias en planteles educativos públicos, presupuestos tardíos que afectan en infraestructura y material para mantener el funcionarios de planteles, el diputado Jorge Eugenio Núñez, propuso una iniciativa de reforma al artículo 4 de la Ley de Educación del Estado de Baja California.
El legislador subrayó como prioritario que los planteles de Educación Básica de la entidad cuenten con mejores condiciones para que nuestras niñas y niños puedan acceder al proceso educativo de manera debida, ya que es común que por falta de recursos cada ciclo escolar las escuelas suspendan clases al no tener en buen funcionamiento los Aires Acondicionados y por ende se afecta la educación de nuestra niñez,  sobretodo en Mexicali, ciudad donde se registran unas de las temperaturas más altas del País, expuso ante el Pleno de esta XXII Legislatura,  entre otros ejemplos.
“Partimos de un esquema de suministros que es rebasado por la demanda real y que no atiende como debería a nuestras escuelas, esquema actual que vulnera la autonomía de los planteles educativos y de los directores en términos del Artículo 4to Bis de la Ley de Educación para el Estado de Baja California, al dejarlos a un lado en el proceso de obtención de recursos y mantenimiento, es decir, el modelo actual dota  a las instituciones educativas de recursos e insumos  prácticamente ´a ciegas´”, expuso el diputado por el Partido de Baja California (PBC).
Núñez Lozano precisó que la reforma de ley establece que el presupuesto, partidas y programas destinados al sector educativo para la construcción, mantenimiento, mejoramiento, rehabilitación o remodelación, interior o exterior de inmuebles educativos, refleje y cubra de manera oportuna las necesidades de los planteles educativos con estricto apego a los principios de transparencia, rendición de cuentas y celeridad, debiendo erradicar la opacidad y corrupción.

Sumado a lo anterior, el legislador Núñez Lozano hizo un llamado a la Secretaría de Educación Pública de Baja California para que confíen en los directivos de las escuelas para que, en conjunto con los padres de familia, puedan hacer uso de los recursos de manera oportuna con la finalidad de que puedan resolver a corto plazo las necesidades urgentes de mantenimiento y operación básica, y no tener que estar a la espera, dependiendo de un proceso burocrático.

Cada ciclo escolar en Mexicali es común que las escuelas suspendan clases por la falta del buen funcionamiento de aires acondicionados, lo que vulnera el derecho de nuestras niñas y niños al acceso a la educación que está establecido en el artículo Tercero de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, el cual establece que toda persona tiene derecho a recibir educación gratuita.

La iniciativa fue turnada a la Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología para su análisis.

“A partir de la eliminación de apoyos económicos, en especie o en mano de obra en los centros escolares, a inicios del 2008 y en atención al Artículo 3º Constitucional en su fracción IV, se creó el Programa de Insumos y Mantenimiento para el Mejoramiento del Entorno Educativo (FPIMMEE), conocido como Beca Progreso; fideicomiso público estatal, destinado a fortalecer la autonomía de gestión de los centros escolares, a través de la entrega individualizada de recursos económicos en función de la matrícula, lo que representó un apoyo directo a la economía de las familias en el Estado.

«En 2009, El FPIMMEE inició operaciones con un monto de 200 millones de pesos, destinados originalmente a la entrega de materiales de oficina, artículos de limpieza y agua de consumo humano; sin embargo, estas medidas, aunque necesarias, resultaron en perjuicio de los procesos de autonomía escolar, lo que hizo necesario la reestructuración del Programa.

«Durante el periodo de 2009 a 2016 se destinó un total de 2,616 millones 249 mil 622 pesos, para la conservación y operación de los centros escolares, mediante acciones de mantenimiento y el suministro de insumos y servicios. Asimismo, con estos recursos se garantizó que el 100% de los alumnos inscritos en los planteles de Educación Básica y especial de sostenimiento público se encuentren protegidos en su integridad física con el Seguro contra Accidentes Escolares.

«No obstante el beneficio social generado por el programa, a inicios de 2016 se llevó a cabo una reingeniería de procesos dentro de las entidades y dependencias de la Administración Pública Estatal, derivado de los procesos de Armonización Contable,
por lo que cambia el esquema financiero de Beca Progreso, al migrar los recursos del PIMMEE que hasta ese entonces administraba el FPIMMEE, al Instituto de Servicios Educativos y Pedagógicos de Baja California (ISEP).

«Como resultado del traslado del Programa, se observa la necesidad de hacer modificaciones a la operación del mismo, en congruencia con la normatividad aplicable a la nueva entidad, pero manteniendo en esencia el compromiso de garantizar la gratuidad de los servicios educativos y asegurar la conservación y operación de los espacios formativos”.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí